×
Volver atrás

Login

ENTRENAM. DEPORTIVO

Programación  Arcadia

En Arcadia te ayudamos a planificar tu temporada de manera racional, teniendo en cuenta tus objetivos, tu estado de forma y tus obligaciones de la vida diaria.

Generamos juntos un plan de entrenamiento para que sepas que debes de hacer en cada momento  y lo vamos modificando según tus progresos o necesidades.

 ¿Por qué es importante planificar la temporada?

Planificar la temporada te ayuda a optimizar tus entrenamientos en torno a unos objetivos racionales, permitiendote sacar el mejor partido de cada sesión de entrenamiento, ayudándote a evitar lesiones o fluctuaciones en el estado de forma como el temido sobreentrenamiento.

El principal objetivo de la planificación del entrenamiento es que llegues en un estado de forma óptimo a los objetivos marcados.

¿En qué consiste?

Tras una reunión personal con nuestro especialista en planificación deportiva fijais juntos los objetivos para la nueva temporada o los futuros retos. Explicandole cuales son tus hándicap y como te encuentras para afrontar nuevas metas.

Posteriormente se diseña un plan de entrenamiento, el cual recibirás por mail de manera quincenal. En este plan ira detallada el contenido de las sesiones de entrenamiento que te ayudaran a mejorar tu estado de forma entorno a tus objetivos. Número de metros a recorrer, series, descanso, peso a movilizar, etc… Todo lo necesario para que no pierdas tiempo entrenando o buscando soluciones por internet.

En caso de duda o eventualidad, podrás contactar con tu entrenador, para reajustar o entender mejor el plan de entrenamiento.

¿La planificación es individual?

La planificación debe de ser siempre individual, ya que cada persona parte de un punto distinto y presenta características particulares. Al utilizar la planificación de otra persona estas utilizando unas pautas que no están pensadas para ti, con lo cual no será todo lo efectiva que pudiera ser y por lo tanto los resultados se verán alterados.

Otra característica de la planificación es que debe de estar “viva”, es decir, debe variar según tus progresos o las eventualidades del día a día. El hecho de repetir lo mismo una y otra vez hace que el cuerpo se adapte y por lo tanto nos aleja del éxito.